LAS ÚLTIMAS PALABRAS


   Si al mundo solo le quedasen veinticuatro horas de vida, si supieras con seguridad cuando exhalarás tu aliento final  y pudieras elegir cuáles son tus últimos actos y la manera de llevarlos a cabo ¿Qué harías?

   Yo siempre supe mi respuesta, diría muchos TE QUIEROS.

Serían todos de verdad, sobre todo aquellos que se hacen más duros de afirmar y los que sabemos que no van a ser correspondidos, porque debería pensarse antes en dar que en recibir.

Me gustaría que esas fueran las últimas palabras que alguien me oyera pronunciar y que permanezcan grabadas  junto con una sonrisa y un gesto  alegre que se quedase aunque yo me fuera.

    Levanto la vista mientras pienso esto,   mientras tu también reflexionas.

Me sonríes y dices algo que no conseguiré recordar, quizá algo ingenioso o inteligente pero que no podré retener en mi cabeza.

   Sentada en la  silla y a pesar de todos mis buenos propósitos, balbuceo algo y solo puedo pensar que por favor, necesito que al mundo le queden más de veinticuatro horas de vida.

Y  te devuelvo la sonrisa.

Anuncios

2 comentarios en “LAS ÚLTIMAS PALABRAS

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s